Chiostri – Melgratti: “Es espectacular cómo el pádel crece en países impensados”

Yain Melgratti (25 de enero de 1992 en Chaco, Argentina) y Federico Chiostri (22 de febrero de 1999 en San Nicolás, Buenos Aires) son dos de los principales animadores del circuito APT Padel Tour, el cual nació por el impulso económico del monegasco Fabrice Pastor y busca convertirse en una alternativa en el ámbito del pádel profesional.

El nicoleño, justamente, es el número #1 del ranking de APT y juntos se consagraron en el Kungsbacka Open II, el último torneo de dicha categoría que se realizó en Suecia en la pasada gira europea (NdR: si bien no son habituales compañeros, se unieron ocasionalmente por la lesión de Gonzalo Alfonso, la dupla de Chiostri).

Tras un receso de 40 días, los deportistas argentinos volverán a emprender el vuelo con destino al Viejo Continente para disputar tres certámenes más del APT que aparecen en el horizonte inmediato. El primero será el Open de Oeiras, Lisboa (del 6 al 12), el Master de Mónaco (13 al 19) y el Open de Sevilla (20 al 26).

Sin embargo, cada uno irá con una pareja distinta: Chiostri volverá a competir con su habitual compañero Gonzalo Alfonso (con quien ganó el AJPP 3500 de Colón del último fin de semana), siendo los primeros preclasificados, y Melgratti lo hará con el portugués Miguel Fonseca Oliveira, ubicándose como los terceros máximos favoritos.

Antes de subirse al avión, Chiostri y Melgratti charlaron con Olé sobre cómo están viviendo los primeros pasos de APT Padel Tour (NdR: su creación fue a principios de 2020 pero por la pandemia recién pudo comenzar a desarrollar sus torneos con «naturalidad» en 2021), los anuncios del aumento del 300% en el price money para el 2022 y el futuro que le ven al circuito.

– ¿Cómo van llevando esta idea de ser las caras «más visibles» de un circuito que empieza a desandar sus primeros torneos?

Melgratti: Es medio raro pero a la vez es un indicio de que estamos pasando un buen momento. No sé si es porque uno no se la cree o no, pero lo tomo con naturalidad. Es cierto que ahora en el ámbito de los clubes ya te conocen, o te piden una foto, o te hacen una nota. APT arrancó bien, con una buena cantidad de torneos y con giras interesantes. Por eso trato de jugar lo mejor posible y de estar a la altura de lo que se espera que haga.

Chiostri: Yo sigo siendo Fede Chiostri, que sale de San Nicolás, va a un club a jugar un torneo y se va a la casa. Sí tengo noción de que de ahora en más se elevará un montón el nivel, pero estoy tranquilo porque sé que estamos pasando un buen momento con Yain, ya sea como pareja o ahora separados. En algún sentido es raro el lugar en el que estamos porque no era normal para nosotros ir a un lugar y que te pidan una foto, pero yo sigo siendo el mismo. Sí estoy super agradecido y contento con lo que estoy viviendo.

– Viviéndolo desde adentro, ¿qué ven de APT Padel Tour y qué cosas creen que pueden mejorarse?

Melgratti: Lo que le falta a APT es más de que nada de los jugadores, que no estamos acostumbrados a este tipo de vida: viajar tanto, tan lejos, tanto tiempo. No lo hicimos nunca. Yo he jugado World Padel Tour y fue todo sobre España, más algo en Portugal, pero no pasaba de eso. Entonces ésto de APT nos encanta pero te demanda estar a la altura y ser 100% profesionales para aguantar el ritmo. Hoy nuestro circuito te abre las fronteras y uno debe brindarse al máximo para poder competir. Cuando todo se acomode tras la pandemia, creo que el calendario será perfecto porque te permitirá acomodarme mejor pensando en qué parte del mundo estás.

– ¿Ven a APT como un competidor de WPT? ¿O puede mantenerse en paralelo?

Chiostri: No sé si como competencia. Todos dicen «ATP vs. WPT» pero, al menos yo, no veo esa disputa. Lo que sí veo es que APT es un circuito, WPT otro y después vendrá otro más o no sé, pero al menos desde APT no vemos que se compita o se esté viendo qué hace el de enfrente para copiarlo. El nuestro es un circuito nuevo, en construcción, que está abriendo puertas en otros países y quién te dice que en un futuro se siga afianzando.

Melgratti: Yo lo que sí te digo es que APT va a ser un circuito muy importante a nivel mundial y va a llegar muy lejos. La idea de quienes lo comandan es expandirse mucho más: va a haber más jugadores de más países y le veo un futuro espectacular. Con todo el apoyo que está teniendo y las personas que lo manejan, le tengo muchísima fe.

– Está claro que el gran bastión de APT Padel Tour es plantar bandera en países «no tan padeleros». ¿Qué recepción encuentran cuando van a jugar a lugares que no son Argentina o España?

Chiostri: ​En otro momento decías de ir a Italia, Suecia, Portugal, Bélgica, Francia u otro y parecía raro. Eran países que sólo competían en el Mundial y haciendo fuerza para completar el equipo, pero hoy por hoy veo que todos tienen condiciones para llegar a ser potencias europeas. Es espectacular cómo el deporte crece en lugares que antes eran impensados. APT va a tener mucho más que ver con el crecimiento de todos éstos. Abrir fronteras y llevar el pádel fuera de los que todos conocemos, como son España y Argentina, es lo que hará que más temprano que tarde el deporte sea olímpico, que es lo que todos soñamos.

Melgratti: La recepción es espectacular en cada lugar que vamos. Humildemente, no tenía noción que en Suecia se jugaba tanto pero tanto al pádel y descubrir que han clubes gigantescos motiva. Hoy veo que el deporte crece más allá de España y Argentina y es cuestión de abrir puertas, porque una vez que se abren, el pádel solo hace su trabajo.

– ¿Cómo tomaron los anuncios que hizo Johansson (director general de APT) sobre el aumento del 300% del price money para 2022?

Melgratti: La verdad que espectacular. Mirá: los chicos de previa y pre-previa de World Padel Tour son espectaculares, el nivel es tremendo y esas instancias son una guerra que no cualquiera puede pasar. Sumado a que el reconocimiento al esfuerzo que hace uno para seguir toda la gira es muy poco. Económicamente no te sirve. Por eso creo que APT va a atraer a esos jugadores que se esfuerzan mucho para estar donde están y les convendrá más competir en APT que en World Padel Tour. Obviamente que WPT es WPT pero económicamente APT sirve mucho más.

Chiostri: Yo opino igual que Yain. Haber sacado el comunicado del año que viene fue fuerte. Sé que muchos jugadores ya estuvieron viendo qué va a pasar y están interesados en venir. Si vienen para acá, será un circuito mucho más completo y de mejor nivel. Quizás es contraproducente para nosotros porque será más difícil ganar partidos y torneos, pero lo que queremos es jugar contra los mejores y tratar de ser los mejores. Si se da, sumaremos más roce en el juego y tendremos un circuito más competitivo.

– ¿Ven el Mundial de Absolutos de Qatar 2021 como un objetivo alcanzable?

Melgratti: Es un sueño pero platónico, já. Mocoroa (NdR: el seleccionador de los Absolutos) es nuestro entrenador y así y todo sé que no estamos al nivel de Belasteguín, Sanyo Gutiérrez, Di Nenno, Tapia, etcétera. Competimos contra gente con la que no tenemos chance. Ellos están escalones más arriba y es entendible que sean los que nos representen. Los mejores tienen que estar en el Mundial y hoy los mejores son ellos.

Chiostri: Yo sé que nos falta todavía. O al menos a mí me falta mucho, no puedo hablar por todos. Por eso prefiero que jueguen los mejores y gane Argentina. Hoy soy realista y sé que nos falta para estar a su nivel. Lo que sí nos pueden ayudar a estar en ese jugar es que más jugadores vengan a nuestro circuito y aumente la competencia para empezar a rozarnos con ellos. Pero hoy no me hago ilusión ni nada parecido porque soy conciente de mi nivel y del de los demás.

– En tres meses se hará el Buenos Aires Padel Master, uno de los torneos más importantes de World Padel Tour. ¿Te interesaría jugarlo?

Chiostri: Sí, obvio. Nuestra idea con Gonza (Alfonso) es jugarlo. Ya lo habíamos estado hablando pero no sabemos cómo será la clasificación para entrar o para ganarse los wild card. De no haber ningún torneo APT en esa fecha, creo que la gran mayoría de los jugadores de Argentina van a competir por intentar jugarlo.

fuente: Ole